Subscribe:
Con la tecnología de Blogger.

viernes, 28 de junio de 2013

Caminando una tarde

Caminando una tarde, pude parpar como el hermoso atardecer de pronto se tornaba en una tarde lluviosa muy fría y apagada.

Como las calles de mi ciudad de agua rebosaban. Pude sentir mientras caminaba bajo la lluvia que mis alpargatas tenían goteras, mientras seguía mi recorrido sin parar podía ver la gente buscando refugio del agua que caía, pero mi meta era llegar y no me detenía; pude apreciar aquella tarde como muchos susurraban a verme caminar bajo aquella tempestad. 

En mi paso por la vida he aprendido a comprender a los demás aunque yo no sea entendido, pues razón no siempre se tiene y tampoco todo el tiempo se reclama.

Comenta en Facebook

Recomendados!

Archivos

Entradas populares